Publicidad


Publicidad

El utilero que ganó millonario pleito a Atlético Nacional por la venta de Marlos Moreno

Un recursivo trabajador del fútbol creó el Club Deportivo Leonel Álvarez, en honor al futbolista. Allí se formó el jugador Marlos Moreno. Sus derechos valían $70 millones y se vendieron luego en US$6.6 millones. Nacional no pagó el total del porcentaje, fue demandado y perdió.

Por Agencia Periodismo Investigativo | Dom, 11/04/2021 - 14:25

El Tribunal Arbitral del Deporte con sede en Lausana, Suiza se pronunció respecto a los derechos de un delantero que hoy juega en el Lommel SK, en la segunda división de la liga de Bélgica. Un laudo arbitral proferido por abogados de Israel y España le dio la razón al Club Deportivo Leonel Álvarez y le ordenó al Club Atlético Nacional a pagar más de $1.700 millones por los derechos del jugador Marlos Moreno.

El Club Deportivo Leonel Álvarez es  afiliado a la Federación Colombiana de Fútbol. Del volante y gladiador de la década de los ochenta y noventa en la Selección Colombia, solo tiene el nombre. La idea de la conformación y puesta en marcha del equipo fue de un utilero, apreciado por Álvarez quien le permitió utilizar su nombre.

La disputa que llegó hasta Suiza, se originó el 23 de mayo de 2011. Ese día el Club Leonel Álvarez informó al Atlético Nacional su decisión respecto a Marlos Moreno Duran, un delantero derecho de 1.73 de estatura, oriundo de Medellin, avaluado desde el pasado 23 de febrero en un millón de euros como jugador del Lommeo Sk.

Para la época de la negociación entre el club aficionado y Nacional, Moreno tenía 14 años. El porcentaje de los derechos estipulado por el club fue de $70 millones. Un año después, se concluyó el acuerdo, entre las partes.

El club Leonel Álvarez y Nacional suscribieron un contrato de transferencia definitiva del delantero por el 100% de los derechos deportivos y el 70% de los derechos económicos.
 

nacional
Atlético Nacional celebrando la victoria contra el Junior de Barranquilla


Sin embargo, el equipo aficionado en la cláusula tercera del contrato, reservó en un 30% de los derechos económicos del jugador, pero se comprometió a no trasferirlos a otra persona natural o juridica. Un mes después Nacional inscribió a Marlos Moreno con licencia de aficionado y cuatro años después como jugador profesional.

En el 2016, los verdolagas suscribieron un contrato de corretaje con un agente deportivo para que negociara los derechos deportivos del jugador. A cambio se le pagaría al agente US$692.000.

Un mes después el 5 de agosto, vendría la gran negociación que derivó en el litigio. Nacional y el Manchester City, un de los equipos más poderosos de la Prelier League, firmaron un contrato de transferencia por US$6.6 millones, cerca de $20.000 millones.

Se hicieron varios pagos. El primero del Manchester al Nacional. El segundo, del Nacional al agente intermediario. El tercero del Nacional al jugador Marlos Moreno y el cuarto del equipo verde al Club Leonel Álvarez por $2.208 millones.

Inconforme con el valor, pues el club era el propietario del 30% de los derechos económicos, el representante legal del club, Hector Chica Granada le envió un derecho de petición al Atlético Nacional indagando por el valor de negociación con el Manchester, las deducciones, impuestos y el certificado de pago de la Dian.
 

manchester
Instalaciones del Manchester Club en la ciudad de Mánchester, Inglaterra


Meses después el club aficionado envió un nuevo requerimiento a Nacional indicándole que se había pactado entre ese club y el Manchester que el pago del jugador se realizaría en dos cuotas. El segundo se realizaría al momento del registró, el cual se llevó a cabo en agosto de 2016. 

Nacional respondió que aún no se había desembolsado el dinero. Diez días después del requerimiento, el Manchester City hizo el segundo pago por US$2.2 millones.De estos,  el club amateur recibió un giro por  $1.242 millones.

Inconforme con el desembolso, el club hizo una reclamación formal al equipo paisa por el 30%  de los derechos económicos que pactaron en el contrato del año 2012 cuando Nacional pagó sólo $70 millones por el jugador.

Iniciaron el procedimiento ante la Comisión del Estatuto del Jugador de la Federación Colombiana de Fútbol, FCF. Pero en el 2019, dicho órgano le dio la razón al Atlético Nacional porque el convenio del año 2012 no se había registrado ante la Dimayor tal y como lo establecía el Estatuto del Jugador.

Así mismo, la Comisión advirtió que el Club Deportivo Leonel Álvarez no tenía la titularidad de los derechos del jugador en el año 2012 pues no había suscrito un contrato de trabajo con el jugador. El fallo fue confirmado en primera y segunda instancia.
 

santiago tres palacios
Abogado Santiago Trespalacios, Gerente de la firma que ganó el caso con Juan Manuel Martínez.


A través de la firma Trespalacios Defensa Corporativa y su abogado Juan Manuel Martínez Cartagena, magister en derecho deportivo, el club aficionado inició la reclamación ante el Tribunal Arbitral du Sport, TAS.  Se trata de la máxima autoridad de la justicia deportiva en el mundo. “Acudimos a instancias en Colombia, pero fueron negadas, se hizo un esfuerzo económico para pagar el arbitramento internacional y este Tribunal nos dio la razón”, informó el abogado Santiago Trespalacios.

La audiencia se llevó a cabo en plena pandemia y de manera virtual. Sin embargo, el organismo deportivo aseguró que en el momento en que el Atlético Nacional pagó en el año 2012 al Club Deportivo Leonel Álvarez $70 millones por los derechos deportivos, federativos y económicos reconoció que este sí era el titular de los derechos y que desde entonces y según el convenio suscrito ambos tienen una co titularidad sobre los derechos o las expectativas económicas. 

“En consecuencia, ambas partes podían y pueden exigirse de forma recíproca el cumplimiento de sus obligaciones contractuales”, indicó el fallo del Tribunal sobre la cual las partes pueden presentar los respectivos comentarios para modificaciones.

El Tribunal calculadora en mano estableció que el Manchester hizo un primer pago el 6 de septiembre de 2016 por $12.952 millones. El segundo pago fue el 27 de septiembre de 2017 por $6.594 millones. Para un total de $19.546 millones.

De esta cifra, el agente recibió $1.509 millones y el jugador $795 millones. Es decir, la base a dividir era de $17.241 millones por lo cual el 30% que le correspondía al club era $5.172 millones pero este solo había recibido $3.451 millones.
 

TAS
Tribunal TAS,  su sede principal está ubicada en la ciudad de Lausana, Suiza


El Tribunal encontró que aún el Atlético Nacional le adeudaba $1.721 millones al Club Deportivo Leonel Álvarez. “Incumplió el contrato de transferencia, no habiendo pagado al apelante (club Leonel Álvarez) íntegramente su porcentaje de participación en los beneficios obtenidos con la transferencia del jugador al Manchester City”, resalta el fallo en uno de sus apartes.

A esta cifra el Atlético Nacional deberá pagar adicional el 5% de interés anual del saldo que aún no ha pagado desde el 23 de noviembre de 2017 y las costas procesales en los que incurrió el club en este proceso.

Así, en el anonimato, el utilero que tuvo la visión de crear un club deportivo a nombre de su amigo Leonel Álvarez y formar al futbolista Marlos Moreno cumple otro sueño, esta vez económico, en su única pasión, el fútbol.

 

Lea también:

 

 

 

 

escribanos