Publicidad


Publicidad

Ex jefe paramilitar y 59 postulados fueron condenados por más de 1900 hechos violentos

Según la fiscalía los procesados tendrán que responder por los delitos cometidos en 49 municipios durante 28 años.

Por Giselle Beltrán | Vie, 23/04/2021 - 18:56

El ex jefe de las Autodefensas Campesinas del Magdalena Medio, Ramón María  Isaza Arango Y 59 personas más  entre ellas Oliverio Isaza Gómez, alias Terror; Walter Ochoa Guisao, alias el Gurre o el Mono; Luis Eduardo Zuluaga Arcila, alias MacGiver; y Jhon Fredy Gallo Bedoya, alias Pájaro o Hernán tendrán que responder por sus actos delictivos durante 28 años del cual quedaron alrededor 4900 víctimas.

 Según el fiscal de la dirección de justicia transicional en las audiencias que se realizaron entre el 2017 y 2018 se estableció una pena inicial entre los 119 y 480 meses de prisión  sin embargo, en virtud de la ley de justicia y Paz fueron condenados a penas alternativas que van desde los 72 a los 96 meses de cárcel debido a su aceptación en la participación de múltiples delitos “con ocasión del conflicto armado en Colombia”.

De acuerdo con el comunicado que emitió la fiscalía a través de las versiones libres de los postulados y otras labores de investigación se documentó más de 1900 hechos que dejaron alrededor de 4900 víctimas entre 1978 y enero del 2006.

Los procesados cometieron sus hechos delictivos en los municipios de Francisco, Sonsón, Carmen de Viboral, Cocorna, Argelia, Puerto Nare, La Ceja, Santuario y Nariño (Antioquia); así como en Samaná, Victoria, Marquetalia, La Dorada, Manzanares, Pensilvania y Norcasia (Caldas).

Finalmente los exintegrantes del grupo armado tendrán que responder por los delitos de concierto para delinquir agravado fabricación, tráfico y porte ilegal de armas de fuego o municiones de defensa personal y de uso privativo de las Fuerzas Militares; utilización ilegal uniformes e insignias similares a los de uso privativo de las Fuerzas Militares; entrenamiento para actividades ilícitas; utilización ilícita de equipos transmisores o receptores; y exacciones o contribuciones arbitrarias.

De acuerdo con el comunicado emitido por la fiscalía “La Sala del Tribunal Superior de Bogotá reconoció la existencia de los patrones de violencia basada en género, reclutamiento ilícito, desaparición forzada, desplazamiento forzado, homicidio y fuentes de financiación”.

Le puede interesar: